lunes, 28 de octubre de 2013

Lentejas con su compango


 
Hoy receta clásica de cocina de todos los días, de las que no pueden faltar en cualquier recetario que quiera estar completo.
 
Lentejas si quieres las comes y si no las dejas, yo me quedo con lo primero, me encantan y además me salen buenísismas, si presumo de ello, la verdad es que con buenos productos y mucho mimo es fácil que salgan estupendas.
 
Esta es la receta tal y como se han preparado en mi casa siempre, sencillas pero ricas y por supuesto plato único y en todo caso para los hambrientos o para los que las ponen pegas un huevo frito detrás, es costumbre y no concibo poner otra cosa o hacerlo de otra manera, ¿maniatica? si, imagino que si, además me encanta conservar las costumbres y tradiciones.
 
Las podemos preparar igual pero sin el compango (morcilla, chorizo, punta de jamón) y  nos quedaran unas lentejas con verduras estupendas. La he escrito con todo cariño para Rocío la hija de unos intimos amigos que está viviendo en Nairobi y tres veces por semana tiene que preparar la comida, además me ha prometido una receta típica de allí, suerte Rocio¡¡.
 
Y ya sabéis si las preparáis ya me contaréis.





Ingredientes para 4 personas:

250 grs de  de lentejas de la Armuña
100 grs  de  chorizo
1 Punta de jamón
1 morcilla de arroz
1 puerro
1 cebolla
1/2 Pimiento verde italiano
1 Zanahoria
1 diente de ajo
1 hoja de laurel
1 patata
Pimentón dulce
4 cucharadas de aceite
Sal

Limpiar las lentejas, si son envasadas mucha veces no es necesario en mi caso son compradas a granel y si hay que hacerlo. Ponerlas en un colador y lavarlas bien.
 
Yo las hago en mi súper cacerola Efficent de Bra de Gourmet Concept que me salen estupendas. Poner en la cacerola las lentejas, el diente de ajo, la cebolla entera pelada, la zanahoria pelada, la hoja de laurel, el puerro, el chorizo y la punta de jamón,  cubrir de agua fría y llevar al fuego a temperatura media-baja durante 25 minutos.
 
Mientras en una sartén ponemos el aceite y el pimiento verde en trozos grandes, cuando esté caliente retiramos del fuego y echamos el pimentón.
 
Pasados 25 minutos añadimos a la cacerola lo de la sartén y una patata pelada y cortada en dados, dejamos cocer a temperatura bajita otros 15 minutos. Rectificamos de sal e introducimos la morcilla que se hará con el calor que todavía tiene la cacerola.
 
Ponemos en el vaso de la batidora la cebolla, el diente de ajo, los trozos de pimiento verde y un poco de caldo de cocción, trituramos y añadimos este "puré " a nuestras lentejas, movemos con cuidado para que se integre bien. Nos quedarán espesas y con un ligero color anaranjado por la zanahoria. si al calentarlas las queremos mas claras añadimos un poquito de agua hasta que queden a nuestro gusto.
 
Las servimos acompañadas de un trozo de morcilla y otro de chorizo y algún dado de patata.



"Consejos"

 
 
VARIANTE: Las podemos preparar igual pero sin el compango (morcilla, chorizo, punta de jamón) y nos quedaran unas lentejas con verduras estupendas.
 
PRESENTACIÓN: Yo en estas cazuelitas individuales  me hacen mucha gracia y queda con una presentación muy divertida.
 
CONSERVACIÓN: En el frigorífico 4 días y admiten congelación a excepción de la patata.
 
APROVECHAMIENTO: Triturar las que nos sobren con el puerro y la patata, pasar por un colador y tendremos una crema deliciosa.
 
DIFICULTAD: Principiantes.



"Trucos"



Como siempre que el ingrediente principal, en este caso las lentejas, sean de primera, si después de prepararlas tienen mucho pellejo no habrá quien se las coma, no las tiraríamos haríamos una crema pero no es lo que queríamos.
 
La morcilla en casa nos gusta de arroz y que no sea muy fuerte, un hueso de jamón fresco y un chorizo rico que no sea picante.
 
A mi me gusta espesarlas con la zanahoria, pimiento, cebolla y patata por eso adquieren ese tono naranja, si queremos que no tengan ese color no paséis la zanahoria pero os aseguro que ganan muchisimo. Además de esta manera los niños y algunos mayores no encontrarán "cosas verdes, naranjas..."
 
No olvidéis que las lentejas aportan hierro a nuestra alimentación.
 
El tiempo de cocción que os indico es aproximado, dependera de la clase de las lentejas, las que yo he utilizado en 30 minutos ya estaban cocinadas.
 
Un consejo es cuando demos con una legumbre que nos gusta es hacernos con la cantidad que necesitaremos



 

16 comentarios:

Bego dijo...

De pequeña no las quería ni oler de lejos, pero con el tiempo terminaron por cautivarme y hoy en dia no faltan en nuestra dieta .
Se ven divinas, haces bien en presumir ;)
Besinos.

CUATRO ESPECIAS Por ELENA ZULUETA DE MADARIAGA dijo...

Ummm...me encantan las lentejas, me rechiflan, aunque casi siempre las hago con vegetales pero estas que nos han puesto , me dejan babeando!
Besotes

Ido dijo...

Qué buenas las lentejas! Yo las preparo muy parecidos, pero aquí a los tropiezos les llamamos sacramentos.
Un besote

Belen dijo...

Clásica pero que ya apetece un montón. Que rico el cuchareo y si es de lentejas mas.
Besinos

lolines dijo...

¡¡¡buenisimas!!, un clásico que no puede faltar en otoño.

Ruqui dijo...

¿Puedes creer que nunca he cocinado ni comido unas lentejas con "compango" como tú le llamas? Me quedo con la receta. Ah, y me encanta el colorcito naranja que tienen. Un beso

Maria Jose dijo...

Patricia asi les digo yo a mis nietas, por que cuando llegan del cole son una cotorritas y siempre entran preguntando, que hay de comer y ya sabes lo que les contesto o les digo lengua de preguntadores, bueno el caso es que estan deliciosas, bikiños

Sefa dijo...

Me gustan mucho las lentejas y si las "adornas" con ese compango, ni te cuento, bs.sefa

Nuria Eme dijo...

Hola Patricia, cuanto tiempo!!! Si les quitamos la morcilla, éstas lentejas pareces que las has hecho para mi hija. Como es una antiverduras, se las tengo que pasar, y las lentejas le vuelven loca. A mí, con morcilla por favor, qué ricas !!!!
De buena gana, me llevaba un plato, y no está mal presumir, si nos quedan ricas, habrá que contarlo.
Besotes, mi niña.

Javier dijo...

Así más o menos las he comido toda la vida en mi casa, pero sin la punta de jamón, y lo buenas que quedan, yo no las dejo...

Abrazos

Mayte Garcilles Garcilles dijo...

Ricas no.... lo siguiente, riquisimas!! en mi casa nunca faltan y nos encantan, te han quedado fantásticas, de lo más apetitosas... Geniales
Besos

Labidú dijo...

Patricia, yo las como también y además en casa, aunque a mi padre no le entran del todo, no las deja nadie. Por supuesto que plato único, aunque las suelo preparar solamente con jamón. Muy ricas las que preparaste. Y las que sobran, en puré con unos tropezones de pan frito. Besinos.

foodtravelandwine dijo...

Adoro las lentejas!....usaste pardinas?....de seguro las hare tal cual, pero sin carne....me encantaron!!.....Abrazotes, Marcela

Susana Menéndez dijo...

Las lentejas son mi legumbre preferida, con diferencia. las hago de una manera un poco diferente a como nos has contado, pero me encanta tu receta porque es como se hacían y se siguen haciendo en casa de mis padres, así que me ha traído muy buenos recuerdos. Se hagan de una manera o de la otra, lo que está claro es que donde se ponga un cuchareo... :)

Marta Gonzalves dijo...

También son mi legumbres preferidas las lentejas y estas tuyas se ven estupendas.
Un abrazo.

Espe Saavedra dijo...

en casa cada 15 días cae,nos encanta!

Publicar un comentario

ShareThis